¿Quieres digitalizar tu pyme? Evita estos 10 errores

¿Las pymes que no se digitalicen desaparecerán? ¿Y si lo hacen erróneamente?

Nosotros nos atrevemos a asegurar que el futuro es incierto para las empresas que no conocen exactamente qué es la digitalización, sus ventajas y cómo es el proceso.

En Startgo Connection  observamos cada día como las pequeñas y medianas empresas o mejor conocida como pymes, no aprovechan las diversas oportunidades que las nuevas tecnologías les ofrecen en la actualidad.

Cualquier pyme puede desarrollar y poner en práctica un plan de digitalización en función de sus recursos y necesidades y si no lo han hecho ya, deberían plantearse empezar lo antes posible, ya que no es opción sino prácticamente una obligación si quieren mantenerse relevantes y competitivos

Sin embargo, es necesario  estar al tanto de una serie de errores que se pueden cometer si no se cuenta con una adecuada asesoría al momento de embarcarse en un proyecto de estas características.

Muchas empresas aún creen que digitalizarse es tener una web corporativa  o una  e-commerce y trabajar con un ERP en cloud, y aunque es un buen comienzo, la digitalización va mucho más allá.

En el siguiente artículo conocerás cuales son los fallos más habituales en las empresas que emprenden el camino de la digitalización, y que pueden hacer que todo el esfuerzo y presupuesto que hayas invertido.

En el actual contexto socioeconómico, las tecnologías de información y comunicación  o TIC desempeñan un rol importante en la transformación de las empresas.

Este escenario da lugar a nuevos entornos más competitivos en  los que surgen riesgos que deben ser analizados.

En este sentido,  un informe  de la Cámara de Comercio de España reúne varios errores  comunes que cometen las pymes cuando intentan digitalizarse.

Igualmente, nosotros le sumamos otros más, que surgen al momento de evaluar e implementar un proceso de digitalización en las pymes:

1. No buscar la asesoría de un experto

Este es uno de los grandes errores  de las pymes.

Querer realizar un cambio y no contar con la asesoría de profesionales en el área, suele llevar a tomar decisiones inadecuadas, que nos pueden hacer perder tiempo y recursos fundamentales para poner en marcha la estrategia.

Los consultores expertos, son las personas idóneas para analizar el nivel de madurez digital de tu negocio, estudiar tus necesidades y así aconsejar qué cuales son los primeros pasos que debemos tomar.

Un consultor no es un gasto extra o innecesario, es la  garantía del éxito.

2. No ser inclusivo

La digitalización de una empresa no puede ser aplicada de manera individual o aislada, sino de forma transversal a toda la empresa y siempre debe ir enlazada con la estrategia de negocio de la empresa.

Digitalizar va más allá de tener una página web o adquirir un ERP cloud (Planificación de Recursos Empresariales) para el departamento de administración.

Hay que involucrar  a todos las divisiones y  sus empleados. En este caso, los responsables de cada área deben tener una función asignada en el plan de digitalización.

3. Olvidar las actualizaciones

Las tecnologías de información y comunicación  o TIC evolucionan rápidamente, por eso es importante que las pymes  estén informadas  de las últimas tendencias para incorporarlas  de manera paulatina al negocio.

Esta acción, garantiza  mantener la competencia del mercado y el incremento de la producción.

4. Trabajar doble

Cuando se lleva a cabo  la digitalización, esto significa también que hay que modificar la mentalidad corporativa. Es decir, si el método cambia  ¿por qué  los realizas de la forma antigua? 

Esto  tiene que ver con un tema de confianza, por ejemplo, hay empresas que tienen la información en un cloud  y paralelamente la gestionan en un Excel, ya que nunca se sabe.

5. Querer hacer todo en poco tiempo

Pretender realizar la digitalización de una empresa sin espacios  para la evaluación, decisión y reformulación, resulta ser muy costoso. También hay que tomar en cuenta el nivel de madurez de los avances tecnológicos para conocer cada paso que se debe cumplir.

De esta manera se evita un error muy común y es compararse con grandes empresas que sí cuentan con un equipo humano amplio que se dedica exclusivamente a la transformación digital.

6. No tomar en cuenta al cliente

Para conocer cuál debe ser el rumbo de la pyme hay que escuchar al objetivo final, es decir, al cliente. Es necesario  apreciar sus comentarios e incluirlos en las tomas de decisiones.

La política de cualquier negocio que  incursione en el mundo de la era digital es colocar al cliente en el centro del trabajo, solo ellos marcarán la hoja de ruta.

7. Pensar solo en los costes

Uno de los grandes beneficios de la transformación digital es la reducción de costes que supondrá una apuesta por la tecnología que permitirá mejorar procesos y ser más eficiente.

Por ello, aunque un cambio de este tipo requiere inversión, tendrá su retorno y el gasto varía en función del proyecto, enfoque y resolución.

8. No variar los canales de comunicación

Con mucha  frecuencia nos topamos con una falla repetitiva en las pymes, y es usar las redes sociales  sin planificación. Sin conocer las ventajas que tiene cada plataforma, la empresa se inclina solo por una, porque le parece correcto.

También se olvidan que las páginas web, son herramientas que sirven para comunicar  sobre su identidad, qué hacen y cuál es el público objetivo.

El Twitter, el Facebook, Instagram y LinkedIn entre otras redes,  tienen beneficios individuales para la promoción de un negocio o marca. Solo hay que  conocer cómo sacar el máximo provecho.

9. Falta de compromiso del CEO

Algunos CEO  no le dan la importancia que se merece a  la transformación digital.

Incluso reaccionan  indebidamente, perdiendo oportunidades y consiguiendo cambios muy superficiales  que sirven poco.

El consejo que ofrecemos es que hay que mejorar su actitud y realizar un compromiso profundo y necesario con la renovación tecnológica.

10. Desconocer el objetivo del cambio

Cuando se toma la decisión de digitalizar hay que reflexionar sobre qué se desea alcanzar con esta opción.

¿Quieres mejorar la productividad? ¿disminuir los costes? ¿crecer financieramente? ¿llegar al público objetivo? ¿marcar la diferencia con la competencia?

Conclusiones

  • Aprovecha la velocidad del cambio tecnológico para crecer. No sientas miedo  y busca la orientación de los expertos.
  • La transformación digital es un proceso sistemático que debe ser reforzado con cada decisión corporativa.
  • Debe existir un sólido proceso de comunicación y formación interna de manera continua.
  • La rápida evolución de los métodos digitales exige a las pymes adaptarse a las tendencias del mercado y de los clientes.
  • La actualización digital de una pyme debe ir de la mano de la dirección de la empresa y convertirse en un objetivo común.

Artículos relacionados

Lead Scoring
¿Qué es el lead scoring o calificación de leads?
novedades más importantes de Whatsapp en 2020
Whatsapp dará mucho que hablar en 2020: descubre por qué
Menú